diferencia-entre-pescado-azul-y-blanco

¿Cuál es la diferencia entre el Pescado Azul y el Pescado Blanco?

Saber cuál es la diferencia entre pescado azul y blanco es una cuestión que está a la orden del día. Con el fin de tener una buena salud, los nutricionistas y doctores recomiendan tener una dieta balanceada, donde se deben integrar muchos alimentos, entre ellos los pescados.

Estos son muy variados, pero al momento de hablar de alimentos, se pueden dividir de dos formas, blancos y azules. Si no sabes cómo se diferencian te detallamos todo a continuación.

Diferencia entre pescado azul y blanco: ¿Se pueden diferenciar?

Aunque podría ser difícil saber cuáles son las diferencias entre los pescados azules y blancos, realmente sí hay ciertos puntos que te pueden ayudar a diferenciarlos. Y no solo eso, los pescados más conocidos ya se encuentran denominados dentro de uno u otro grupo, debido a sus capacidades y respectivos beneficios. A continuación verás cada uno de ellos de manera detallada:

Diferencia entre pescado azul y blanco: Pescado Azul

Los pescados azules son aquellos que con frecuencia podemos conseguir en aguas de media profundidad o superficiales, además de estar lejos de la costa. Estos peces poseen el depósito de grasa distribuido por todo el cuerpo, por lo que su contenido cambia dependiendo del tipo de pez y algunos aspectos variados como la época, la especie y demás.

Normalmente, el contenido de grasa que poseen los pescado azules varía mucho desde un 5 hasta un 25%. Por otra parte, pescados como el atún y la sardina cuentan con un 5 hasta 10% , mientras que el arenque ahumado, el salmón, las anchoas y la caballa van desde los 10 a 20%. Finalmente, la anguila cuenta con un 25% de grasa.

Aunque ciertamente el contenido de grasa es bastante alto, estas suelen ser insaturadas, lo que las hace saludables. No solamente eso, sino que destacan por el hecho de aportar a nuestro organismo el ácido graso Omega 3, además de otros diversos minerales y vitaminas.

¿Por qué se llaman pescados azules?

Los pescados azules se llaman de esa manera porque su hábitat es de aguas frías y superficiales, por lo que las mismas adquieren en su piel un tono azulado. Estas especies de peces cuentan con la necesidad de almacenar más grasa que otros porque utilizan más energía en función de su metabolismo y desarrollo, ya sea por sus respectivas migraciones o por sus ciclos vitales. Esto solo reside en que son más activos que los pescados blancos.

Estos pescados cuentan con una composición rica en ácidos grasos, por lo que el omega 3 se convierte en su denominador principal, que se encarga de regular los niveles de colesterol LDL.

Por ejemplo: Si se ingiere, podría promover las defensas en contra de las enfermedades cardiovasculares en personas de alto riesgo, además de los problemas de circulación.

Además de lo mencionado, el pescado azul también es un aporte seguro de proteínas de calidad, junto con muchos minerales necesarios para el cuerpo como el calcio, el yodo, el fósforo y el magnesio, además del hierro. No obstante, es bueno tener en cuenta que hay ciertos de estos pescados que, debido a condiciones de ventas, pueden llegar a tener mucho sodio, por lo que es considerable moderar su consumo.

Para que puedas percatarte de la diferencia entre pescado azul y blanco, deberás de ver su cola, y notar si esta posee una forma como de flecha. Algunos de los pescados azules más conocidos que encontrarás en el mercado son:

  • Atún.
  • Trucha.
  • Salmón bonito.
  • Rodaballo.
  • Pez espada.
  • Caballa.
  • Boquerón o anchoa.
  • Anguila.
  • Palometa.
  • Jurel.
  • Arenque.
  • Cazón.
  • Carpa.
  • Lamprea.
  • Chicharro.
diferencia-entre-pescado-azul-y-blanco

Pescados blancos: Características y beneficios

Los pescados blancos son pescados que tienen muy poca grasa corporal, hasta menos del 5%, teniendo en cuenta la especie, la época del año y algunos otros valores mencionados anteriormente. Son considerados de lo mejor en alimentos saludables. Esta grasa se acumula por completo en el hígado, a diferencia de los pescados azules.

Otro aspecto que lo hace destacar en el área de la nutrición es que son pescados proteicos, que cuentan con gelatina y son ricos minerales, con pocas calorías y una gran cantidad de vitaminas como las del grupo B, denotando la B12.

Por ejemplo: Algunas especies de peces blancos también aportan yodo, lo que provoca que ayuden en nuestro cuerpo a regular la tiroides.

Este tipo de pescados, con frecuencia se cocinan al horno o son bien asados, lo que nos ayuda a mantener las propiedades en su máximo esplendor. Además de que permite que se controlen los niveles de colesterol y se promueva la prevención de enfermedades cardiovasculares. Eso sí, ten en cuenta que, a diferencia de los azules, estos absorben más aceite si se fríen.

Si quieres diferenciarlos, solo tendrás que mirar nuevamente su cola, que debe representarse con un borde recto o redondeado en la zona superior. Así que algunos de los pescados blanco más conocidos son:

  • Lenguado.
  • Gallo.
  • Bacalao.
  • Merluza
  • Pescadilla.
  • Cabracho.
  • Congrio.
  • Rape.
  • Faneca.
  • Rodaballo.

¿Por qué se llaman pescados blancos?

Los mismos tienen una proporción mucho más pequeña que los anteriores porque se trata de especies que viven en fondos marinos y generalmente consiguen su alimento sin la necesidad de moverse muy lejos, lo que los hace más sedentarios. Todos estos aspectos y los beneficios que aportan hacen que sean una opción asequible y recomendada con el fin de tener una buena salud, además de que son más digestivos y con menos calorías que las raciones de los pescados azules.